Aprende los primeros Pasos!

Los Primeros Pasos

¡Te invito a aceptar el desafío y entrar al mundo del crocheteo! Si eres un fanático de los miles de accesorios y prendas que existen en la web con técnica a crochet, pero nunca has intentado tejer porque crees que es muy difícil y confuso…déjame contarte que no lo es, y que sólo requiere práctica, dedicación y un poco de intuición < ¿intuición? Ya verás que si>

Desde que abrí el perfil Yo Crochet, constantemente me llegan preguntas del tipo: Qué lindo eso que tejiste, ¿cómo puedo hacerlo yo? ¿Qué es lo que necesito para tejer? ¿Qué número de crochet me sirve? ¿Qué tipo de lana o hilo debo elegir? ¿Cómo se lee un patrón? ¿Qué punto usaste? Y así muchas otras. La verdad es que empezar a tejer puede ser un poco confuso al principio, pero nada del otro mundo.

En esta publicación iré enseñándote a tejer y crear desde lo más básico. La idea es que no te estreses y tomes esta actividad como un regalo personal, un tiempo de pausa en tu día a día en donde sólo seas tú, tu tejido, y la ilusión de esperar a ver cómo resultará… Porque las cosas hechas a mano siempre tienen un valor agregado y un pedacito de nuestro corazón.

Arma tu Kit Inicial

Lo primero que necesitarás para aprender de tejido es muy simple: lana <del tipo y grosor que quieras>, un crochet que se adapte al grosor de la lana, y tijeras.

Hasta aquí todo bien, pero hay algunas cosas que debemos aclarar y tener presente.

¿Qué lana debo elegir?

Si vas a empezar desde cero, y tienes la intención de aprender los puntos básicos… te recomiendo escoger una lana que te encante y te motive <cuando ya sepas lo básico, hablaremos del tipo de hilado que servirá para tu proyecto> Personalmente me gusta trabajar con algodón y con lanas gruesas, de este modo puedo ver claramente los puntos y no perderme en ellos cuando avanzo en la labor.

¿Qué crochet debo escoger?

Aquí la cosa requiere un poco de atención, porque tendrás que buscar un crochet que se adapte a la lana que elegiste <o al revés claro>. Para esto, busca el etiquetado informativo que trae el ovillo y encontrarás los datos de peso <gramos>, número de crochet o palillo recomendado, rendimiento, y en la mayoría de los casos, la cantidad de gramos necesarios para tejer una prenda de talla estándar <40-42>. Para empezar, te sugiero los crochet de números 4 o 5, son fáciles de manejar y cómodos en la mano.

En cuanto a los tipos de crochet hay muchas opciones. Madera, plásticos, metálicos, de punta de metal, con mango, sin mango, de doble punta, con luz incorporada <si tejes de noche>, etc. Elige el que más te guste porque será de seguro el crochet que no soltarás por varias semanas.  A mí me gustan los que son de punta metálica y tienen mango incorporado porque los encuentro resistentes y ergonómicos.

Accesorios

Si te gustó esto de elegir materiales y quieres ir por más, te cuento que con la experiencia vas a necesitar aguja lanera, cinta métrica de costura, marcador de puntos, alfileres, crochet de varios números, etc. Podrás encontrar en las tiendas de manualidades todos estos accesorios de forma individual o en cajas organizadoras tipo pack muy compactas que caben en la cartera <es que yo ando con mis cosas de crocheteo para todos lados>

Ahora que ya conoces lo fundamental, estás listo/a para conocer los pasos básicos.

Pasos básicos a crochet

Hagamos un alto, para explicarte bien los primeros pasos que debes seguir.

NUDO DE INICIO

Todo tejido comenzará siempre con un nudo. Para esto tendrás dos opciones, siempre: nudo simple o nudo deslizado. El nudo simple te servirá cada vez que necesites comenzar un tejido y que quede de manera fija, sin mover la primera fila del hilo o lana con el que estés trabajando. Generalmente utilizamos este nudo en las labores rectas como el chal rectangular, mantas, frente y espalda de una prenda, cojines, etc. Por otro lado, el nudo deslizado te permitirá regular el inicio de los tejidos ya que el hilo se deslizará fácilmente por el crochet y el centro que has formado. Este tipo de nudo se utiliza en tejidos de centro redondo como grannys, mandalas, chal triangular, cojines circulares, amigurumis, y otros.

CÓMO TOMAR EL CROCHET Y LA LANA

¿Ya dominaste los nudos de inicio? Ahora pasemos a una duda muy común pero fundamental. Cómo tomar la lana y el crochet para empezar a tejer.

Debes tener claro que, en estricto rigor, no existe la receta perfecta para tejer a crochet, ya que nuestra comodidad para trabajar es variable de persona en persona, y lo que resulta simple para mí no necesariamente lo es para ti <yo tengo manos enanas por ejemplo>. Esto ocurre cuando hablamos de las formas de tomar un crochet y la lana en el tejido.

EL CROCHET

Según lo que he aprendido este tiempo, existen al menos 2 formas de tomar el crochet de forma “correcta” que evitan que duelan las manos y aseguran el deslizamiento de la lana por el ganchillo.

El modo tradicional o lápiz me lo enseñó una tía hace muchos años y es efectivo para los tejidos pequeños y detallados, como los paños o caminos de mesa que se hacen con hilo muy delgado y se utiliza un crochet muy fino <número 2 o menor>. El ganchillo se sujeta de la misma manera en que tomamos un lápiz o una cuchara, apoyando el dedo medio. Esto permite que la muñeca se mueva libremente y evitemos los molestos dolores en los dedos luego de tejer por periodos prolongados <personalmente, con mis dedos peques y torpes, me cuesta un poco tejer de esta forma>

Modo cuchillo. Se llama así porque realmente sujetamos el ganchillo como tomar un cuchillo, apoyando el dedo índice en el crochet. Yo me acostumbré a tejer de esta forma porque lo encuentro cómodo para los diferentes materiales a utilizar <por ejemplo el trapillo>.

Ambas formas son cómodas y se obtienen los mismos resultados al tejer, prueba con ambas y descubre cuál de ellas te gusta más, ya que como puedes imaginar, en algunos casos pasarás horas tejiendo sin darte cuenta.

EL HILO O LANA

La técnica para sujetar el hilo mientras se avanza en la labor, es dejarlo “pasar” libremente por los dedos, pero sin perder el control <o tensión> cuando se llega al ganchillo. Para esto, mi manera más segura es enrollarlo en el dedo meñique <una vuelta> y luego en el dedo índice <una vuelta también>. Hay tejedores que le dan doble vuelta al dedo índice, u omiten enrollarlo en el dedo meñique, pero como ya te he comentado, todo es cosa de gustos y comodidad. Ahora que ya estás en total confianza con tus materiales y el nudo de inicio, podemos empezar a tejer los puntos básicos.

Puntos básicos

Si visitas la web te darás cuenta que hay muchísimos tipos de puntos a crochet que abren la imaginación y las posibilidades de creación. Puntos lisos, calados, de fantasía, con relieve, etc. Todos bellísimos y nada difíciles.

La base de estos puntos es la repetición o combinación de puntos básicos que te mostraré a continuación.

CÓMO CONTAR LOS PUNTOS

Contar los puntos es muy simple y los identificarás inmediatamente una vez realices tu primera secuencia de cadenas. La fórmula es: 1 aro = 1 punto <o 1 cadena = 1 punto>. Te darás cuenta al avanzar que cada punto, además forma una cadena en su parte superior… ese también es 1 punto.

PUNTO CADENA O CADENETA

Prácticamente todo trabajo a crochet empieza con un nudo y cadenetas. Éstas se tejen en secuencia hasta alcanzar el largo deseado <por ejemplo, una bufanda necesitará 20 o 30 cadenas para alcanzar el ancho que busco>. Es importante en este paso no ajustar demasiado las cadenas <no tires fuertemente del ganchillo> para que la labor en la fila siguiente sea fácil de trabajar.

PUNTO BAJO

El punto bajo tiene una altura de 1 punto <o 1 cadena>, así que, si empezaste tejiendo cadenas, el primer punto bajo irá en el segundo punto de derecha a izquierda <porque el primer punto corresponde a la primera cadena>. Para lograr el punto bajo, debes insertar el crochet en la cadena, tomar hilo que esta sobre tu dedo índice y sacarlo a través de los «aros» que se formaron.

PUNTO MEDIO

El punto siguiente en altura es el punto medio o punto medio alto <también es conocido como media vareta> y posee una altura de 2 puntos <o 2 cadenas>. Para conseguir el punto medio, al igual que en el caso anterior, debes insertar el crochet en la cadena de base, pero ahora antes de insertarlo, tomarás hilo <una vuelta al aire en el ganchillo> para finalmente entrar en el punto y sacar la aguja a través de los 3 aritos que se formarán.

PUNTO ALTO

El tercer punto y uno de los más utilizados por su rapidez y altura en el tejido, es el punto alto o vareta. Su altura es de 3 puntos o cadenas, así que tendrás que retroceder 3 aritos en tu base de cadenetas y hacer el punto alto en el cuarto. Tal como hiciste el punto medio harás el punto alto, sólo que en lugar de sacar el crochet por los 3 aritos que se forman, lo sacarás primero por 2, volverás a tomar hilo, y sacarás nuevamente la aguja por los aros resultantes.

¿Fue muy difícil tejer los puntos básicos? Con la práctica te darás cuenta que se tejen de manera casi automática, así que te dejo 2 desafíos extra, punto raso y punto doble alto.

Puntos extra

Imagino que como ya practicaste los puntos básicos, ahora estas listo para avanzar de nivel y agregar a tu catalogo de puntos el tipo raso y doble alto.

EXTRA 1: DOBLE ALTO

El punto doble alto, como indica su nombre, es idéntico al punto alto, pero se trabaja al doble. Es decir, tomarás doble hilo en el crochet y lo insertaras en la base, sacarás 2 puntos, tomarás lazada nuevamente y sacarás otra vez 2 puntos hasta que finalmente harás el movimiento para sacar los puntos restantes. Es un trabajo de 3 tiempos. Como notarás, este punto tiene una altura de 4 cadenas y queda super lindo en los tejidos calados porque es amplio y rápido para avanzar en la labor.

EXTRA 2: PUNTO RASO

El punto raso se realiza igual que el punto bajo, con la diferencia que, en lugar de tomar lazada para sacar la aguja por los 2 aros resultantes, simplemente sacarás el crochet pasando un arito al otro. Este punto yo lo uso en muchos casos para cerrar tejidos y dejarles un borde más definido. Como es un punto bien pegado al tejido, muchas veces se usa como una técnica de “bordado” rápida que queda bastante bien y es fácil de dominar.

Si revisaste todos estos pasos, ya puedes empezar a tejer lo que quieras. Cuéntame si este post fue de ayuda. ¡Si lograste dar tus primeros pasos a crochet con ellos, he logrado mi objetivo!

Saludos!

<Yo Crochet>

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s